Ecooo ha sido la empresa elegida para llevar a cabo la ejecución de autoconsumos fotovoltaicas en 5 edificios municipales que contarán con una potencia total de 15,84 kWp y la producción de 23 Mwh evitando, de esta manera, la emisión de 4,6 toneladas de CO2 a la atmósfera al año.

El Ayuntamiento de Valdepiélagos se ha lanzado a la transición energética. Este municipio, situado al Noreste de la Comunidad de Madrid, que cuenta con unas 600 personas censadas, ya ha comenzado a instalar autoconsumo fotovoltaico en cinco edificios públicos.

Ecooo ya había tenido presencia en la Villa de Valdepiélagos hace un par de años, ya que realizamos una instalación en una vivienda individual, allá por agosto de 2018. Ahora y tras recibir la solicitud inicial, realizamos la primera visita en el mes de junio de 2019.
El Ayuntamiento había identificado inicialmente seis edificios posibles para ejecutar instalaciones, pero desechamos uno de ellos por exceso de sombras y riesgo de baja producción.

Apoyamos al Ayuntamiento de Valdepiélagos a solicitar el Programa de Inversión Regional (PIR 2016-2019), cuya ayuda supuso la cantidad de 36.680 euros.

El día 10 de febrero empezamos las obras y en las siguientes tres semanas estarán terminadas. En total 5 instalaciones de 48 módulos de 330 vatios monocristalinos half-cell cada uno de ellos, cuya potencia total es de 15,84 kWp. Su producción asciende a 23 Mwh, lo que supone entre un 30% y un 50% de ahorro en la factura de la luz consistorial, dependiendo del consumo de cada edificio. Según nuestros cálculos, los ahorros en hogares están en torno al 46%, en función de los consumos también. 

Su producción asciende a 23 Mwh, lo que supone entre un 30% y un 50% de ahorro en la factura de la luz consistorial dependiendo del edificio. 

La instalación conseguirá evitar la emisión de 4,6 toneladas de CO2 a la atmósfera al año, lo que supone plantar alrededor de 270 árboles en los siguientes 30 años.

El alcalde de Valdepiélagos, Pedro José Cabrera, ve “necesario un cambio de modelo energético global que apueste decididamente por la sostenibilidad y el empleo de energías limpias y renovables a todos los niveles, creo que los Ayuntamientos, al ser la administración pública de mayor cercanía y proximidad a los ciudadanos, tiene el deber de actuar como vanguardia en este proceso general de transición energética, adoptando soluciones alternativas y eficientes que, además de ahorrar gastos a las arcas municipales, sirvan como estímulo para que los vecinos y las empresas de nuestro pueblo, se decidan a apostar por las renovables”.

Según ha explicado, desde hace unos años, el ayuntamiento optó por cambiar de comercializador de último recurso, y llevar todos sus contratos de electricidad a Som Energia, lo que nos ha permitido reducir la factura de la luz.
En este sentido, Cabrera ha aclarado que hace un año y medio aproximadamente, “se cambió la iluminación de las calles al instalar en todas las farolas bombillas led, lo que en algunos tramos ha significado reducir la factura entre un 25% y un 40%”.

Además del ahorro presupuestario en las partidas de gastos corrientes, el alcalde cree que estos cambios “implica subir un peldaño más en el camino de la reducción de emisiones de CO2, ganar en calidad medioambiental, proteger el entorno natural privilegiado que disfrutamos los vecinos de Valdepiélagos y ser consecuentes con una filosofía ecológica, comunitaria y sostenible”.

Te puede interesar