La empresa de no lucro Ecooo, enfocada en proyectos de energía solar, en estrecha colaboración con el ayuntamiento de El Boalo y dentro de su estrategia de desarrollo sostenible municipal ha aprovechado y restituido el anterior autoconsumo energético del edificio administrativo municipal de la localidad de Cerceda, que permanecía inactivo.

La instalación que existía, realizada hace tiempo, no llegó a estar conectada en ningún momento a la red.

Cuando el equipo técnico de Ecooo llegó al lugar no tenían certidumbre de si en la actualidad los paneles ofrecerían unas mínimas condiciones operativas suficientes para ser utilizados para la producción eléctrica debido a que los paneles permanecían inactivos.

Rehabilitación del autoconsumo energético completa

Tras un análisis completo de la salud de esta instalación se propone trasladar los mismos módulos, ya que las placas solares se encuentran en perfecto estado, a la cubierta del edificio orientada hacia el Sureste. En ella hay espacio más que suficiente para colocar un número de paneles similar, y aún mayor, a los colocados en su momento, evitando posibles sombras

¡Ahora la instalación ha pasado a ser un proyecto de

autoconsumo solar donde se consumirá el 100% de

lo generado diariamente!

Con 21 módulos recuperados y bien orientados de 230 W y una potencia pico instalada de 4,83 kW, el ayuntamiento, en consonancia con su estrategia de desarrollo sostenible, conseguirá producir 6606 kWh al año de energía limpia, evitando así más de 1320 kg de emisiones de gases contaminantes al año.

Cada vez son más los ayuntamientos que, como el ayuntamiento de El Boalo, apuestan por generar su propia energía limpia a través del autoconsumo. Según nuestros cálculos, hasta el 64% de los objetivos de renovable en el mix eléctrico del Plan Nacional Integrado de Energía y Clima puede ser generado con energía solar fotovoltaica producida a través de autoconsumos en manos de la ciudadanía.

Además, según el Grupo de Radiación Solar del CIEMAT, el cual lleva trabajando más de 20 años en el tratamiento de imágenes de satélite para el cálculo de la radiación solar, algunos lugares de la península española pueden llegar a conseguir los 5,4 kWh/m2, mientras que en Canarias pueden llegar a los 6,2 kWh/m2. ¿Por qué no aprovecharlo al máximo?

Te puede interesar