Monthly Archives

noviembre 2018

Enciende Refugio para apoyar a Salvamento Marítimo Humanitario con un nuevo modelo energético

By | Sin categoría | No Comments

Enciende Refugio vuelve a alumbrar otra forma de relacionarnos con la energía, desde la responsabilidad, para poner fin a los miles de desplazamientos forzosos que se producen cada año como consecuencia de nuestro actual modelo energético. Y, de nuevo, lo hace apoyando a una entidad, Salvamento Marítimo Humanitario, que defiende, precisamente, la vida de las personas que se ven obligadas a huir de sus hogares.

Salvamento Marítimo Humanitario (SMH) es una organización constituida en noviembre del 2015, ante la crisis humanitaria que se generó en el Mar Egeo (Grecia), y se dedica a las tareas de salvamento marítimo, rescate y asistencia sanitaria para socorrer y asistir a las personas que no encuentran otra salida que arriesgar su vida cruzando el mar.

Continuamos, por tanto, como ya hicimos hace un año junto a la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR), y unos meses después en Bruselas (en el Parlamento Europeo) y Madrid (con la presencia de numerosas organizaciones y los testimonios de personas que habían sido forzadas a desplazarse) denunciando las consecuencias que tiene para nuestro planeta y los seres que lo cohabitamos el actual modelo energético extractivista, oligopólico, sustentado en combustibles fósiles y energía nuclear, contaminante, injusto, etc. Consecuencias que abarcan desde el incremento de la temperatura media del planeta a la deforestación, la pobreza energética, los conflictos sociales y guerras por los recursos naturales, etc. Un modelo energético responsable del desplazamiento forzoso de miles de personas cada año en todo el mundo, en países del Norte y del Sur global. Personas forzadas a abandonar sus hogares, sus países, sus vidas para precisamente poder continuar viviendo. Refugiadas y refugiados que aún no son reconocidas por el derecho internacional porque no se aborda cómo el modelo energético actual está detrás de este éxodo. Y mientras las grandes multinacionales se llenan los bolsillos y atentan contra la salud del planeta, las tierras y los mares se convierten en macabros cementerios con la complicidad de los Gobiernos.

Volvemos a encender el interruptor ético para apoyar a Salvamento Marítimo Humanitario (SMH) y su labor en el Mediterráneo. Pero nuestra esperanza es que llegue un día en el que no haya personas forzadas a desplazarse y que deban arriesgar su vida por la manera en la que producimos y consumimos nuestra energía.

De nuevo, Enciende Refugio destinará, durante los próximos 25 años, el 5% de los ingresos obtenidos de la venta de la electricidad, tras la socialización de la planta fotovoltaica de Loeches, a SMH para que puedan continuar no sólo salvando la vida de esas personas sin nombre ni rostro, si no también denunciando, a bordo del Aita Mari, lo que sucede en nuestros mares y costas. Al mismo tiempo que CEAR continuará recibiendo entorno a 750€ anuales por la anterior planta socializada.

Salvamento Marítimo Humanitario ha rescatado, en 70 días de misión, a 7 embarcaciones, en las que iban 575 personas que se encontraban a la deriva en el Mediterráneo, incluido un bebé recién nacido. 3.760 millas recorridas en las que también han presenciado el hundimiento de una balsa y el dolor al no poder rescatar con vida a una de las personas naufragas. SMH lo conforman 92 personas que creen en un mundo mejor.

En nuestras manos está apagar la energía que desplaza y unirnos a esta oleada de personas que apuestan por un mundo mejor donde la energía sea un derecho básico y en manos de la ciudadanía. Un nuevo modelo energético sustentado en renovables, responsable, distribuido, democrático, participativo…Donde las personas no sean expulsadas de sus hogares ni de sus territorios.

Enciende Refugio es, por tanto, una forma coherente de unir dos luchas, la energética y la humanitaria, tan estrechamente relacionadas.